No solo basta con permitir funciones, sino regularizarlas

¡Hola amigos!

Seguramente al igual que yo están muy felices por la noticia que se dio a conocer está semana sobre el regreso de las funciones de Lucha Libre a puerta cerrada. Y no es para menos, después de casi 5 meses sin eventos ya era justo y necesario.

Todo surgió a raíz de un evento realizado en la Alcaldía Miguel Hidalgo a cargo del alcalde Victor Hugo Romo, donde en una ceremonia hizo entrega de despensas a algunos luchadores en los que se encontraban, Máscara Año 2000, Canek, Goya Kong, Carta Brava Jr., entre otros, encabezados por el Presidente de la H. Comisión de Lucha de la CDMX, El Fantasma.

En dicha ceremonia el Alcalde informó que habría una función de Lucha libre en el Plan Sexenal como parte de los eventos que realiza la alcaldía Miguel Hidalgo cada fin de semana, recalcó que sería de manera virtual y con las medidas necesarias para llevarlas acabo. El Fantasma se mostró abierto a trabajar para que se pudiera realizar dicha función y reactivar los eventos, siempre y cuando cumplan con las normas, agregó que hasta ese momento seguían prohibidas las funciones de lucha y que todas aquellas que se hayan efectuado hasta el momento eran clandestinas.

Obviamente los aficionados, promotores y hasta los mismos luchadores opinaron al respecto y se manifestaron a favor de que si iban a permitir realizar funciones  a puerta cerrada a la Alcaldía, pues que tenían que tomar en cuenta a toda la CDMX. Y parece que el Presidente de la H. Comisión de Lucha, escuchó las peticiones y se movilizó para entablar contacto con la Secretaría de Gobernación.

En el trascurso de la semana el mismo Fantasma emitió un comunicado donde informa que se pueden realizar funciones de Lucha Libre, siempre y cuando sean a puerta cerrada y con estrictas medidas de prevención, primero hay que asistir a la H. Comisión para presentar el programa y/o cartel para dar el visto bueno, así como la asistencia de un médico, ambulancia y un comisionado que verifique que todo el protocolo se lleve con normalidad y rigor el día de la función.

Ya que este es un nuevo comienzo no estaría de más realizar un trabajo extra en conjunto y regularizar tanto a luchadores como promotores, empresas, arenas, médicos, referees, medios de comunicación y comisionados. En primera para tener un orden y control y en segunda para ofrecer un espectáculo seguro.

Que quiero decir con esto, que en la CDMX hay funciones a veces en gimnasios, plazas o explanadas que no están acondicionadas para realizar una función de Lucha Libre, asimismo que cualquier persona pueda organizar una función, solo por que ya se puede, y ojo aquí, no estoy diciendo que esté mal, para mi y para muchos de nosotros, mientras más lucha haya más diversión, opción y trabajo tendremos, pero no estaría mal que fueran de buena calidad y con todos los lineamientos llevados al pie de la letra, para garantizar la seguridad de todos los participantes, incluyendo staff y medios de comunicación.

A lo mejor comenzaría con una capacitación, taller, curso o conferencia donde se explique más acerca de los protocolos, lineamientos, maneras de prevención y manejo de métodos para evitar el contagio. Así como pedir apoyo a las instancias necesarias para realizar pruebas a los luchadores y participantes al menos cada mes.

Los principales espacios de Lucha Libre en la CDMX son la Arena México, La Arena Coliseo y la Arena Ciudad de México, (esta última no específicamente es un lugar de Lucha Libre pero cumple con todo lo dispuesto), quienes seguro no tendrán problema, pues cumplen con todo lo que se solicita. Después siguen gimnasios como el Hércules, Gloria, Zeus, la Arena Tepito, entre otros, que ofrecen funciones regularmente y hasta el último las plazas, explanadas o patios donde a veces se realizan funciones y no en todos se llegan a cumplir los requisitos y cumulo de gente es mayor.

Inscribir espacios adecuados para realizar funciones que cumplan con todas las disposiciones sería de buena ayuda, para que existan lugares específicos donde puedas ir a disfrutar de la lucha y que estés seguro tanto de tu salud como de presenciar el espectáculo, cuando exista acceso a los aficionados, por el momento a la gente que trabajará en realizar las funciones a puerta cerrada.

No dudo en la labor de la H. Comisión, pero creo que es tiempo de renovarla y adecuarla a las nuevas disposiciones, y vaya que han trabajado y abogado por el gremio en el confinamiento, con ayuda tanto en especie como económicas, y lo más importante, por la salud.

Ahora con la propuesta de realizar luchas en espacios abiertos y que lo puedas disfrutar desde tu auto, sería bueno tener un registro de lugares donde se puedan ofrecer dichos espectáculos y que la gente sepa que ahí podrán disfrutar de las Autoluchas con toda seguridad.

Sería volver a comenzar, construir, mejorar y remodelar algo que ya estaba pero adecuarlo a la nueva normalidad y la nueva forma de disfrutar la Lucha Libre, pues será un tema difícil el regresar.

A raíz de que la Lucha Libre está de regreso, la pregunta es: ¿Cuales son los pasos que deben de seguir las promociones para presentar eventos a puerta cerrada y que tanto esta dispuesta la H. Comisión en apoyarlas?. Claro, no todo debería de recaer en El Fantasma y lo que representa, sino todos debemos trabajar en conjunto y adecuarnos a la nueva vida de nuestra amada Lucha Libre.

Hasta aquí mi participación hoy, les recuerdo que el lunes 10 de agosto es mi cumpleaños por lo mismo este Sabadrink será de destrucción total, chance y hasta el lunes siga festejando es por eso que les dejo una de mis bebidas favoritas, para que la preparen en su casa y se echen una a mi salud.

Hoy vamos a empedar con un Charro Negro, solo necesitas

  • Tequila
  • Agua Mineral
  • Coca Cola
  • Hielo
  • Limón

En un vaso jaibolero deposita un poco de hielo, no tanto para que no te duela la garganta después, unas gotas de limón, 10 segundos de tequila (si volteas la botella y cuentas 10 seg), si te gusta con agua mineral ponle la mitad del vaso y la otra mitad la completas con refresco de cola y listo, a beber. Gracias por leer, hasta la próxima. ¡Salud!.

RELACIONADO CON